¡Conga no va!

En 2010, con estos precedentes y la población ya resentida, se hizo pública la aprobación de la financiación para la ejecución del nuevo proyecto minero Conga, propiedad de Minera Yanacocha. En ese momento, las comunidades campesinas de la región iniciaron su lucha contra el nuevo proyecto. Según el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) pagado por Yanacocha, el proyecto Conga, con una vida útil de 19 años, planea la extracción de oro y cobre en una extensión de 9.945 hectáreas a 4.000 metros de altitud. El proyecto se ubica mayoritariamente dentro de los distritos de Sorochuco y Huasmín de la provincia de Celendín y en menor medida en el distrito de La Encañada, en la provincia de Cajamarca. La lucha social llevada a cabo por los campesinos, se basa en la organización de las comunidades mediante las “rondas campesinas” de protección en las zonas hidráulicas afectadas, así como en huelgas y marchas pacíficas bajo el grito de “¡Conga no va!”.

NO-A-CONGA

Anuncios